Ratificó el TEE a Javier Corral como goberandor electo

Publicado el: 30 de Julio del 2016 a las 02:11 pm . Por cesarpena

Cumplió Acción Nacional. Así fue como lo determinó el Tribunal Estatal Electoral en resolución a la impugnación que había soliciatado el Partido Revolucionario Institucional para gobernador de Chihuahua. Los cinco magistrados presentes votaron por unanimidad por ésta resolución luego de emitir sentencia bajo los argumentos que avalan la elección al Ejecutivo Estatal.

Cabe recordar que en términos jurídicos, las causales de improcedencia que presentó el PRI fueron: temporalidad, votación recibida por personas diversas a las autorizadas, error y dolo en el cómputo de los votos y la causal genérica, lo cual el TEE determinó que no hay fallas e hizo válida la elección.

Causal Genérica. El número de boletas previstas por el IEE fueron 2, 780, 561, el número de boletas convenidas en talleres gráficos de México, 2, 780, 561, boletas entregadas al IEE, 2, 780, 561; boletas enviadas a las Asambleas 2, 780, 561 misma cifra que se recibida en Asambleas. Finalmente el número de boletas agrupadas fueron 2, 778, 151, lo cual ésto dio validez al triunfo del PAN en cuanto al mandato Estatal.

No hay dolo ni diferencias… Así lo expresó el magistrado Víctor Zapata Leos, al manifestar los argumentos que resolvió el Tribunal, por lo que no hay posibilidad de anular la elección como lo pretendía el Revolucionario Institucional.

La causal de temporalidad se refiere al tiempo que tomó a los presidentes de las casillas entregar los paquetes electorales a la Asamblea Municipal. Recepción de votación por personas distintas a las autorizadas indica presencia de personas no autorizadas al interior de las casillas recibiendo a los votantes, esto aunque se encuentren o no presentes los funcionarios designados como tales previamente. Si ese es el caso, tienen que pertenecer a la sección electoral que se trate.

Error y dolo en la votación significa que los comicios que se computan estén bien asentados en las actas, que no haya margen de error. Es decir que coincidan número de votos, boletas sacadas de la urna y votantes, por ejemplo.

La Genérica, por último, se refiere a irregularidades graves, plenamente acreditables y determinantes que pongan en duda los resultados de la votación. Es decir, no es un tema en específico, sino cualquier anomalía que a juicio de los partidos amerite la nulidad de la elección.

Luego de que los cinco magistrados quedaron enterados del análisis, hicieron referencias a las cuatro causales.